Archivo de la categoría: Guerra Civil

Axel Österberg: Bakom Barcelonas barrikader (1936)

Axel Österberg. Bakom Barcelonas barrikader. Bilder från spanska inbördeskriget. Federativs förlag 1936, 45 páginas. Primer folleto sobre la Guerra Civil publicado en sueco.

Bilder från spanska inbördeskriget.
Axel Österberg. Federativs förlag 1936 45 s.

Innehåll

Förord / Prólogo
Den blodiga söndagen / Domingo sangriento
Kyrkorna brinner! / Arden las iglesias
Från försvar till angrepp / De la defensa al ataque
Barcelona socialiseras / Barcelona socialistizada
Myten om den röda terrorn / El mito del terror rojo
En stad i svart och rött / Una ciudad en rojo y negro
Soldater, nej! Kämpar / Soldados, no, camaradas
Ja!
Ungdom i kamp / Juventud en lucha
Begravning i Barcelona / Entierro en Barcelona
Förklaringar / Aclaraciones

Margareta Hjelm: «Kvinnor i kamp» (1976)

Documental comunista de la TV sueca, en el que mujeres antifranquistas relatan sus experiencias en la lucha contra la dictadura. Aparecen: Carmen Marrón Llaneza, Anita Sirgo Suárez, Esperanza Rodríguez Lara, Dulcinea Bellido Carvajal, Eloisa Rubio García-Rama, Isabel, Montserrat Avilés i Vila y Maruja Ruiz Martos.

José García Pradas (1910-1988) en sueco

Ryssland förrådde oss! Hur det spanska kriget slutade. Ett historiskt reportage och en politisk anklagelse («¡Rusia nos traicionó! Cómo acabó la guerra española. Un reportaje histórico y una denuncia política». Federativs förlag, 1939). Traducción «till svenska från förf. originalmanuskript av» Rudolf Berner 1.

Este libro fue confiscado por las autoridades suecas con el apoyo del inciso TF § 3 9, segundo párrafo el 12 de enero de 1940. El editor publicó entonces el libro como När Madrid föll : hur det spanska kriget slutade.

El inicio de la guerra sorprende a José García Pradas (Burgos, 1910-Londres, 1988) en Barcelona. Vuelve a Madrid para dirigir el periódico CNT. Se hizo también cargo de Frente Libertario y desde ambas publicaciones se enfrentó a los comunistas en la cuestión de los controles obreros que los cenetistas habían establecido en las calles y las salidas de Madrid, y a cuyos miembros las publicaciones comunistas calificaban de «incontrolados». En este asunto, a través de CNT defendía la creación de un organismo único de vigilancia en el que estuvieran integradas todas las fuerzas antifascistas.

Durante los años de la contienda, estuvo a favor de la alianza con la UGT, y se convierte además en uno de los personajes imprescindibles de la CNT castellana. Con Eduardo Val y Manuel Salgado conforma el núcleo del poderoso Comité de Defensa de la CNT del Centro y como ellos participa también en la lucha, en su caso en Guadalajara y los alrededores de Madrid. En los últimos momentos del conflicto participa en el golpe de Casado y en la noche del 5 de marzo de 1939 está presente, junto con el mismo Casado y Manuel Salgado, cuando Besteiro, frente a los micrófonos de la radio de Madrid, anuncia la constitución del Consejo Nacional de Defensa. Siguió trabajando hasta el final y fue uno de los últimos periodistas que pudo salir en los últimos días de la guerra. Lo hizo el 30 de marzo desde el puerto de Gandía.

Tras su paso por París, Marsella o Dieppe, en Francia, vivió en el exilio en Londres, donde trabajó como peón y camarero —era propietario del restaurante Goya— y más tarde, en la radio, como redactor de las emisiones españolas de la BBC. Se dedicó a traducir las obras de Shakespeare y se centró también en su faceta literaria. Sigue escribiendo poesía —había publicado ya sus romances en CNT y 14 División desde 1937— que en estos primeros años se centra frecuentemente en acontecimientos y personajes inmersos en las circunstancias de la guerra. Llega a escribir sus poemas en inglés y no abandona tampoco su producción dramática, publicando algunas obras de teatro. En 1978 participa en el documental realizado por el hijo de Diego Abad de Santillán, que tomó el nombre del célebre libro de su padre, ¿Por qué perdimos la guerra?

  1. Traducción sobre manuscrito de La traición de Stalin (1939).

Peder Sjögren: Bar barbar (1937)

Gösta Peder Sjögren participó durante un tiempo como «miliciano voluntario» del lado frentepopulista, lo que describe en su libro Bar barbar (Bárbaro desnudo, 1937). El libro salió en marzo de 1937 y fue publicitado en prensa con motivo del 1 de mayo, para incrementar ventas. A principios de agosto de 1936, resultó herido en el frente de Somosierra.

24 marzo 1937, p. 5-6.

11 abril 1937, p- 10.

1 mayo 1937, p. 8.

Liss Eriksson: La Mano (1977)

En Estocolmo hay un monumento que se llama “La Mano”. Es una escultura de granito de cuatro metros de altura situada en Södermalm, una de las 14 islas que forman la capital de Suecia. Fue erigida en 1977 por la Svenska Spanienfrivilligas kamratförening (Asociación de los Voluntarios Suecos de España) con el propósito de homenajear a los brigadistas suecos que murieron en la Guerra Civil española.

1 de mayo de 2024 en Estocolmo, ofrenda en La Mano y marcha.

3 libros de Ortega y Gasset en sueco (1936-1937)

1. Massornas uppror. Stockholm, Natur och kultur, 1934. Edición sueca de La rebelión de las masas, 1930. Traducción de Alf Ahlberg.

2. Vår tids tema. Stockholm, Natur och kultur, 1936. Edición sueca de El tema de nuestro tiempo, 1923. Traducción de Karin Alin.

3. Det ryggradslösa Spanien: några historiska reflexioner. Stockholm, Natur och kultur, 1936. Edición sueca de España invertebrada, 1923. Traducción de Eva Alexanderson.

Folk i bild (febrero 1937)

Folket i Bild (FiB) fue un semanario sueco publicado entre 1934 y 1963, fundado por el socialista Karl Kilbom.

Cuando los movimientos populares suecos de los años 1930 criticaron la llamada prensa semanal de color, Kilbom creó una alternativa bajo el lema: «Por el honor del trabajo, la educación y el entretenimiento – ¡contra el mal gusto, el fjäsk y el culto a las divas!». El periódico se convirtió en un movimiento popular 1.

Spaniennummer [monográfico sobre la guerra española] (8, 21 febrero 1937). Contribuciones

– Svenska Spanienkommitténs ordförande, advokat Georg Branting: Hjälp Spaniens lidande folk! 6
– Spaniens minister i Stockholm, Isabel de Palencia: Kvinnorna i Spanien 7
Torgny Segerstedt (1876-1945): Spaniens insats («El esfuerzo de España»), p. 8
Svenska kulturpersonligheter uttala sig för Folket i Bild: Vad har sverige med Spanien att göra? 10-11
Martin Andersen Nexø: Bröd!, p. 14-15
Ada Nilsson (1872-1964): Varför, p. 19

  1. Los libros de Folket i Bild y FIB fueron distribuidos por un cuerpo de entre 7.000 y 8.000 idealistas en fábricas, pueblos y zonas residenciales de todo el país. Parte de las ganancias del periódico se distribuyó en forma de becas a movimientos populares, estudiantes de escuelas públicas, artistas y escritores. Durante muchos años la tirada superó los 200.000 ejemplares.

Alfred Mendizabal: Spaniens martyrium (1938)

Spaniens martyrium : Källorna till en tragedi (Natur och Kultur, 1938), versión sueca de Aux origines d’une tragédie (1937), del catedrático de Derecho español Alfredo Mendizábal (1897-1981), católico republicano.

En esta obra da su visión de los años anteriores a la guerra y se tradujo rápidamente al inglés y al sueco pero permaneció inédita en español. El libro fue acompañado de un prefacio escrito por Maritain, en el que exponía su postura de católico ante la guerra española.

Mendizábal vivía en Oviedo durante la Revolución de 1934, estando a punto de ser fusilado por los sublevados, si bien sus buenas relaciones con el PSOE consiguieron que luego fuera protegido. Reclamó una política de perdón y sacrificio para los sublevados. El 18 de julio de 1936 se encontraba en París y, acertadamente, decidió no regresar. Durante la Guerra Civil, que pasó en la capital francesa, fue acogido por Maritain y dirigió el Comité Español por la Paz Civil, asociación pacifista que abogó por una solución no violenta del conflicto.

Traducción de Karin Alin.

Emil Beckman, el chivato

Rolf Yrlid: Till Madrid : tre svenskars närvaro under det spanska inbördeskriget. Bokförlaget Atlantis, 2006.

La actuación del cónsul en Barcelona Emil Beckman, casado con una española, que debe ir a Madrid para inspeccionar la situación de la embajada sueca de la calle Zurbano, le permite a Yrlid abordar el tema de los refugiados que son acogidos en las diferentes legaciones de la capital, así como las preocupaciones por los intereses económicos suecos, amenazados por la violencia y las colectivizaciones de empresas.

El parlamentario y socialdemócrata Georg Branting, impulsor de la ayuda sueca a la España republicana, presiona por su parte para que la embajada sueca no se convierta en un «nido de fascistas y quintacolumnistas». Las situaciones personales, sin embargo, son complejas; algunos de los ciudadanos suecos que viven en España tienen la doble nacionalidad o están emparentados con españoles, que en ocasiones apoyan al otro bando.

El Guernica en Estocolmo (1956)

Dentro de la gira europea del Guernica de 1955-1956 con los 93 bocetos que acompañaban al cuadro, la última etapa fue Estocolmo (Moderna Museet, 19 octubre-2 diciembre 1956).

El Museo Moderno de Estocolmo fue inaugurado en 1958. Sin embargo, dos años antes, el que sería futuro director del museo, Pontus Hultén, impulsó la exposición del cuadro de Picasso en el edificio en obras. De hecho, este es el catálogo número 1 de MM. El Guernica de Picasso se encontraba en ese momento de gira por museos europeos y se decidió suspender las obras durante unos meses y mostrar la exposición en la primera sala mientras continuaban las obras en el interior. El techo, que estaba abierto, estaba cubierto con lonas. Resultó ser un ambiente muy dramático que se adaptaba bien a la pintura y a todo el proyecto.

Esta gira europea motivó denuncias por parte del cuerpo diplomático. El Embajador en Suecia, Ernesto de Zulueta, denunció que se hacían alusiones insultantes al régimen por parte de los críticos de arte más conocidos. Hizo una visita al Ministerio de AAEE para quejarse y pedir explicaciones.

Otte Skold